El papa Francisco reveló que firmó una carta de renuncia por si le falla la salud

El papa Francisco reveló por primera vez en una entrevista el domingo que firmó una carta de renuncia hace casi una década en caso de que su mala salud le impida desempeñar sus funciones.

Francisco, que cumplió 86 años el sábado, ya había dicho que renunciará al papado en caso de que problemas de salud le impidan hacer su trabajo.

He firmado ya mi renuncia en caso de impedimento médico”, dijo en una entrevista al diario español ABC.

Francisco explicó que firmó la carta y se la entregó en 2013 al entonces secretario de Estado del Vaticano, el cardenal Tarcisio Bertone, antes de que este se jubilara.

“Yo la firmé y le dije: ‘En caso de impedimento por cuestiones médicas o qué sé yo, acá está mi renuncia. Ya la tienen’”, explicó el papa.

Preguntado por el entrevistador sobre si quería que se conociera ese hecho, Francisco respondió: “Por eso te lo digo”.

(Reuters)

(Reuters)

También, el Papa bromeó sobre la carta: “Ahora alguno irá a pedírselo a Bertone: ‘¡Deme el papelito!’”. Según agregó, cree que Bertone se la entregó al cardenal Pietro Parolin, actual secretario de Estado del Vaticano.

Francisco tiene dificultades para caminar por un problema inoperable en la rodilla. El dolor crónico de rodilla de Jorge Bergoglio lo ha obligado a utilizar una silla de ruedas desde mayo y ha provocado el aplazamiento de varios viajes en los últimos meses. El estado de salud del papa Francisco es objeto de numerosas especulaciones porque, debilitado por sus dolores, dejó “abierta” la posibilidad de renunciar un día a su ministerio.

En una entrevista en julio reconoció que necesitaba bajar el ritmo. “Creo que a mi edad y con esta limitación, tengo que preservarme un poco para poder servir a la iglesia. O, alternativamente, pensar en la posibilidad de dar un paso al costado”, dijo entonces.

El predecesor de Francisco, Benedicto XVI, renunció en 2013 por problemas de salud. Ahora vive en la Ciudad del Vaticano.

En la entrevista, también se refirió a la salud del Papa emérito, a quien dijo que visita con frecuencia. “Tiene buen humor, está lúcido, muy vivo, habla bajito pero te sigue la conversación. Me admira su inteligencia. Es un grande”, apuntó.

El papa Francisco recibe a fieles en el aula Pablo VI del Vaticano, 3 de diciembre de 2022. El pontífice ajustó el martes 6 de diciembre de 2022 el control y la supervisión de fundaciones y asociaciones con sede en el Vaticano. (AP Foto/Gregorio Borgia)

El papa Francisco recibe a fieles en el aula Pablo VI del Vaticano, 3 de diciembre de 2022. El pontífice ajustó el martes 6 de diciembre de 2022 el control y la supervisión de fundaciones y asociaciones con sede en el Vaticano. (AP Foto/Gregorio Borgia)

Respecto a la invasión rusa en Ucrania, y sus múltiples pronunciamientos contra la guerra, expresó: “Hacemos lo que podemos. No hacen caso. Lo que pasa en Ucrania es de terror. Hay una crueldad enorme. Esto sí que es gravísimo. Y es lo que continuamente denuncio”.

Francisco dijo que el presidente Volodimir Zelensky le ha enviado tres veces a sus asesores religiosos, y expresó que está en contacto para recibirlos y enviar ayuda.

Pero no se mostró optimista sobre un desenlace próximo. “No veo un final a corto plazo porque es una guerra mundial. No olvidemos esto. Ahí ya hay varias manos metidas en la guerra. Es mundial”, consideró.

Además, advirtió que pueden probarse nuevos tipos de armas. “Yo creo que una guerra se hace cuando un imperio empieza a debilitarse. Y cuando hay armas para usar, vender y probar. Hay muchos intereses”, apuntó.

Consultado sobre la postura del Vaticano ante dictaduras como la de Nicolás Maduro en Venezuela o Daniel Ortega en Nicaragua, el Papa indicó que “siempre trata de salvar las relaciones diplomáticas y salvar lo que se pueda salvar con la paciencia y el diálogo”.

Según explicó, el “arma” de la institución “es el diálogo y la diplomacia” y aseguró que la Santa Sede nunca abandona las instancais de negociaciones, sino que “la echan”.

En cuanto al juicio que afrontó Lula da Silva, electo presidente de Brasil, señaló que el proceso “empezó con noticias falsas en medios de comunicación que crearon un ambiente que favoreció que fuera juzgado” y remarcó que “el problema de las fake news” sobre líderes políticos “es muy serio”, ya que “pueden destruir a una persona”.

También, el Papa fue preguntado sobre los populismos y la polarización en España y América Latina, pero se detuvo a hacer una distinción entre populismo (”cuando una idea agrupa a un pueblo y te lo sistematiza bajo una sola idea”) y popularización (”el gobierno popular de todos, cuando el pueblo se expresa con sus valores mejores, históricos, folclóricos”).

Bajo ese marco, se refirió en duros términos contra la tendencia política populista: “Son dictatoriales. El fascismo y el nazismo son populismos que nacen y terminan mal. mete una idea y te reagrupa al pueblo bajo esa idea… Los populismos tienden a limpiezas étnicas de algún sector. Son selectivos”.

“El 13 de marzo cumplirá diez años como Papa. Su elección nos pilló a todos de sorpresa”, le dijeron los periodistas del diario español; a lo que el argentino respondió: “A mí también. Había sacado boleto para estar de regreso a Buenos Aires el domingo de Ramos. Estaba muy tranquilo”.

Respecto a cómo aprendió a ser Papa, sostuvo: “No sé si aprendí o no aprendí a ser Papa… La historia te agarra adonde estás”.

Luego se refirió a lo que más le cuesta de la función que ocupa y destacó: “No poder callejear, no poder salir a la calle. En Buenos Aires yo era muy libre. Usaba los medios públicos, me gustaba ver cómo se movía la gente”.

Y siguió: “A mí el contacto con la gente me recarga, por eso no suprimí ninguna audiencia de los miércoles. Pero echo de menos salir a la calle porque ahora el contacto es funcional. Van ‘a ver al Papa’, esa función. Cuando me veían por la calle, no sabían ni que era el cardenal”.

Consultado sobre algunas personas que “parece que se aprovechan” y dicen que son amigos del Papa por sus propios intereses, Francisco fue contundente y puso un ejemplo: “Hace seis o siete años vino a misa un candidato argentino. Hicieron una foto a la salida de la sacristía y le dije: ‘Por favor, no la use políticamente’. ‘Quédese tranquilo’, me respondió. A la semana estaba Buenos Aires empapelada con esa foto, trucada para que pareciera que había sido una audiencia personal. Sí, a veces me usan. Pero nosotros usamos a Dios muchas más, así que calladito y adelante”.

Otro de los temas conversados fue cuando se utiliza la palabra del Papa fuera de contexto. “A veces lo hacen desde una hermenéutica anterior a lo que dije, para llevarme adonde quieren. ‘El Papa dijo esto’. Sí, pero lo dije en un contexto. Si lo sacas de contexto es otra cosa”, indicó.

Por último, en el adelanto de ABC, reflexionó sobre qué regalo le gustaría esta Navidad y no dudó en pedir “un poco de paz”.

“¡Cuántas guerras hay en el mundo! La de Ucrania nos toca más de cerca, pero pensemos también en Myanmar, Yemen, en Siria, donde llevan trece años luchando…”, concluyó.

(Con información de AFP)

La entrada El papa Francisco reveló que firmó una carta de renuncia por si le falla la salud se publicó primero en VisionRDN.

Por admin

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *